10/9/12

Setiembre



Aquella noche de setiembre, fuiste
tan buena para mí... hasta dolerme!
Yo no sé lo demás; y para eso,
no debiste ser buena, no debiste.

Aquella noche sollozaste al verme
hermético y tirano, enfermo y triste.
Yo no sé lo demás... y para eso,
yo no sé por qué fui triste... tan triste...!

Solo esa noche de setiembre dulce,
tuve a tus ojos de Magdala, toda
la distancia de Dios... y te fui dulce!

Y también fue una tarde de setiembre
cuando sembré en tus brasas, desde un auto,
los charcos de esta noche de diciembre.


César Vallejo

4 comentarios:

ecos de ubeda dijo...

ME GUSTA

Chelo dijo...

Parece que ya estás en la brecha nuevamente y vamos a poder disfruatar de las poesias que nos dejas.

Un abrazo

Chela dijo...

Se nota que ya estamos en el otoño, en este sugerente mes de septiembre que tanto inspira al poeta.

Un cariñoso abrazo y gracias por tus visitas.

Meme dijo...

Lucia gracias por tu visita. Esperando que pronto vuelvas a escribir en tus blogs te mando un abrazo

Sí,Chelo os tenía algo abandonados.

Un fuerte abrazo.

Chela Falta poco para que llegue el otoño, aunque seguimos teniendo coletazos veraniegos.

Gracias a ti por tus palabras y visitas.

Otro cariñoso abrazo para ti.